El té pu-erh hace mucho ganó gran renombre. Es muy popular debido a sus numerosas propiedades beneficiosas, descubiertas por  los chinos hace más de un siglo. En la medicina popular del país del sol naciente  la bebida se utiliza hoy en día en el tratamiento y prevención de muchas enfermedades, así como para limpiar eficazmente el cuerpo y aumentar la vitalidad. Es de destacar que muchos de nuestros compatriotas creen que el té Pu-erh para bajar de peso es un medio de rescate cpntra el exceso de peso. Sí, los nutricionistas no están en contra que las personas usen esta bebida saludable, pero advierten que su efecto sobre la pérdida de peso es muy exagerado.

Las propiedades útiles del Pu-erh

Los sanadoros chinos llaman el té verde Pu-erh la bebida de  belleza y la esbeltez, y los resultados de numerosos estudios sólo confirman este efecto. Por ejemplo, en un experimento, las personas a prueba fueron divididas en dos grupos. El primer usaba regularmente  este producto, y el segundo – no. La dieta y la actividad física de los dos equipos eran las mismas. Al final, resultó que los que bebían el té lograron perder en promedio de 6 a 12 kg. Aquí es necesario aclarar que el estudio incluyó sólo a las personas con sobrepeso, pero no a los que han tenido un par de kilos de más.
La bebida es ideal para la gente que mantiene su figura y la salud. El té de verdad tiene las propiedades curativas. Y además es mucho más útil que otros tipos de té, tanto los chinos, como y otros, y no irrita el estómago, como a veces lo hace Oolong. Sin embargo, no quema la grasa, como lo querría mucha gente, ni tampoco la disuelve. Pero está en su poder fortalecer estos procesos – sólo tiene que revisar su dieta y aumentar la cantidad de actividad física. Y sólo entonces el Pu-erh resulta el asistente eficaz. Y esto se debe a las siguientes propiedades beneficiosas:

  • limpieza del cuerpo de las toxinas, los deshechos y el exceso de agua;
  • aceleración de la digestión;
  • normalización del metabolismo;
  • reducción de la glucosa y el colesterol en la sangre;
  • purificación de los vasos;
  • pérdida moderada del apetito;
  • efecto laxante suave;
  • mejora de la piel;
  • alivio de la fatiga, vogorización.

¿Cuándo y cómo hay que beber el Pu-erh?

En ningún caso tiene que beber el té chino Pu-erh con el estómago vacío, y tampoco tiene que planear pasar los días de ayuno con su ayuda. Le puede provocar una úlcera de estómago y otras enfermedades gastrointestinales agudas. Y debido al hecho de que la bebida tiene la acción tónica y estimulante debe evitar su uso por la tarde y especialmente por la noche. El té también tiene  contraindicaciones – la presión arterial alta y problemas estomacales. Tienen que beber el té Pu-erh con mucho cuidado las mujeres embarazadas,  las madres lactantes deben por completo renunciar a la bebida durante un período de lactancia.
El mejor momento para organizar una fiesta de té con Pu-erh es una media hora después de la comida principal. La bebida favorece la digestión y absorción de los alimentos, especialmente si Usted ha comido en exceso o algo poco saludable – algo con mucha grasa,o frito, o con harina. El té alivia la pesadez en el estómago no peor que cualquier píldora anunciada. El proceso de preparación de una bebida – es un verdadero ritual. No es suficiente sólo con tomarlo, tirar una bola de Pu-erh y verter agua hirviendo.

Paso 1. " Escindimos" la cantidad necesaria de las hojas de té

Para eso tomamos un cuchillo especial para Pu-erh. Si no lo tiene, le conviene el cuchillo de cocina ordinario. Lo más importante – es no cortar un pedazo de Pu-erh, sino separar las capas. Escindimos la capa de 2-3 centímetros cuadrados,  la aplastamos ligeramente. Lo hacemos con mucho cuidado para que no se desmoranen las  hojas de té (entonces el té puede  resultar amargo). Colocamos las hojas de té separadas en la tetera.

Paso 2: Optamos por la temperatura del agua

Es un punto muy importante – elegir la temperatura del agua adecuada para preperar la bebida. No hay que mencinar el hecho de que es necesario verter agua purificada en el té, y no agua del grifo. La temperatura depende del tipo del Pu-erh  que  tiene Usted. Cuanto mayor es el material, más caliente debe estar el agua. Si tiene el Sheng  joven, vertimos agua hervida enfriada hasta 80-90 grados. Para  el Sheng condimentado la temperatura es de 85-100 grados, y para Shu Pu-erh – agua hervida fresca  de 100 grados.

Paso 3. Lavamos el té

Este es un procedimiento obligatorio, que ayuda a lavar las hojas de té de polvo y "revivir las ". Llene la tetera con Pu-erh con agua caliente  y al pasar 10-20 segundos la vaciamos. Si vertemos agua a una piala, entonces al mismo tiempo la calentamos y llenamos con el aroma de las  hojas de té. Los verdaderos gourmets aún lavan el té por dos veces.

Paso 4. Preparamos el Pu-erh

Vertiendo el agua caliente, elevamos un poco hervidor de agua  sobre la tetera,para que  el agua pueda enriquecerse con oxígeno. Por primera vez la duración óptima de la infusión es menos de un minuto. Lo probamos, apreciamos el gusto  y después definimos al fin si hay que reducir o aumentar el tiempo de preparación.

Paso 5: Vertemos el té en tazas

Inmediatamente después de la infusión de Pu-erh, lo vertemos en Cha-Hai ("el vaso de la justicia"), de modo que no se quede ni una sola gota de agua en la tetera. Dejamos entreabierta la  tapa de la tetera para que el material no se quede "al vapor" y no pierde sus características de aroma y sabor – podemos prepara la misma pieza de las hojas de té sin comprometer la calidad unas 4-6 veces más, y si es el té de edad , entonces todos 12 veces. De Cha Hai vertemos la bebida a pialas o tazas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *